martes, 30 de agosto de 2016

Mi compadre Manuel

El primo Manuel es todo un personaje dentro de mi familia, yo le debo una especial estimación y tengo el orgullo de ser su compadre.

Mi compadre Mamuel es padre de 11 hijos, sí amigo blogleyente, no ha leído mal, son 11 como los jugadores de un equipo de fútbol; claro que no todos hombres, pero entre hombres y mujeres completan esa cifra; a veces me digo a mí mismo “tengo que hablar más con mi compadre” pues yo con Elmito me hago muchos problemas y a veces siento que la responsabilidad de ser padre me sobrepasa.

Pero no, no amigo blogleyente, no vaya a llevarse una mala impresión de mi compadre Manuel, ni se le ocurra considerarlo abusivo o irresponsable por el trabajo que representaría para una madre lidiar con semejante descendencia; los once hijos son en cuatro canales diferentes, léase 4 esposas, con las que mantiene una relación muy cordial. Ricardo Badani a su lado es un niño de pecho.

Varios matrimonios vuelven sabio a un hombre, es como vivir varias vidas.  


El primo Manuel es resistido por sus cuñadas, las esposas de sus hermanos, pues lo consideran una mala influencia para sus esposos, pero todos sabemos que un hombre que nunca ha sido una mala influencia para sus amigos fracasó como mejor amigo.

Por estas y otras razones, cada vez que lo veo, además del saludo acostumbrado, siempre aprovecho para dirigirme a los que nos rodean y decir en voz alta “cuando sea grande, voy a ser como él”.